Cómo hidratar la piel seca con propóleo

Cómo hidratar la piel seca con propóleo

La piel «se seca» cuando pierde, no solo agua, sino también su aceite natural. Se torna áspera, descamada, menos elástica y más vulnerable. Esta pérdida de agua+lípidos se acentúa con la edad, la deficiencia de ciertas vitaminas, el sol, los climas fríos y secos, aires acondicionados o el uso continuado de productos inapropiados.

Para revertir la sequedad debida a estos u otros condicionantes y evitar que reaparezca, podemos tomar algunas medidas. Medidas como las que te contamos aquí, para hidratar la piel seca o muy seca con própolis y en tan solo cinco pasos.

VER TAMBIÉN: Crema Facial natural para piel grasa

Piel seca: características y trastornos relacionados

Una piel seca es el resultado de alteraciones en el metabolismo hídrico y lipídico —déficit de agua y de lípidos, grasa o aceite natural— y en la estructura de la capa córnea, o capa más externa de la epidermis. La piel seca o extremadamente seca se caracteriza por:

  • Aspereza y tirantez.
  • Enrojecimiento e irritación.
  • Inflamación.
  • Descamaciones (desprendimiento de la epidermis seca en escamillas).
  • Picor (prurito).
  • Aparición de líneas o grietas finas y superficiales.
  • Aparición de grietas más profundas, dolorosas y sangrantes.

Los siguientes trastornos están relacionados con la piel seca:

Xerosis. Es en realidad el término médico que alude a la sequedad de la piel. La xerosis cutánea puede estar, a su vez, causada por dermatitis atópica, eccema o psoriasis.

Ictiosis. El prefijo ictio-, del griego, significa «pez». La ictiosis es una enfermedad cutánea de origen genético en la que la piel se vuelve extremadamente seca y escamosa, como la de un pez.

¿Cómo ayuda el própolis a las pieles secas?

Los productos hidratantes, humectantes —mantienen el contenido de agua— y emolientes —favorecen el desprendimiento de las escamas y suavizan— mejoran la apariencia y proporcionan un alivio de las molestias o trastornos asociados a la piel seca. La presencia de própolis asegura además:

  • Reducción del enrojecimiento y mejora de la inflamación.
  • Cicatrización y reparación más rápida de lesiones o grietas, al estimular la producción de colágeno y reducir la acción de radicales libres (post).
  • Protección frente a los factores ambientales externos (sol, viento, cambios bruscos de temperatura, etc.), al recubrir y «sellar» la piel.
  • Nutrición y resultados duraderos; sus aceites vegetales y otros compuestos naturales no se limitan a la capa externa, actúan en profundidad.

Así, formulaciones herbales tópicas compuestas por propóleo y extractos de plantas —como esta— han demostrado ser eficaces para prevenir o tratar, entre otros, trastornos de la piel seca como la xerosis cutánea o la ictiosis.

Cómo hidratar la piel seca con propóleo en 5 pasos

El tratamiento «de base» para las pieles secas o muy secas consiste en hidratar la piel, generalmente mediante productos dermocosméticos como cremas, lociones y ungüentos hidratantes, humectantes y emolientes. En casos muy pronunciados se recurre a esteroides tópicos bajo supervisión médica.

Para hidratar tu piel seca, sigue estos cinco pasos:

  1. Pese a la creencia extendida, no logramos ningún aporte hídrico a la piel con (solo) agua pura. Es más, la evaporación agrava la xerosis, a lo que se suman las acciones lesivas al manto ácido-graso del propio baño y de los productos detergentes empleados. Así que procura no lavarte en exceso, no más de una vez al día.
  • Una de las principales causas de la sequedad cutánea es el uso de productos no apropiados, con ingredientes químicos «fuertes». Utiliza un jabón o gel de baño 100 % naturales, no agresivos y de pH neutro, que no eliminen la capa grasa protectora de la piel.
  • Dúchate con agua tibia, no caliente. Y si te bañas, añade sal al agua; una medida muy simple pero efectiva para disminuir o aliviar la xerosis y el prurito.
  • Aplica una crema o loción corporal inmediatamente después del baño, con la piel aún húmeda. Nuestra loción contiene karité, que la recubrirá evitando su deshidratación y protegiéndola de las agresiones externas.
  • Si tu piel está extremadamente seca y dañada, junto con la crema o loción puedes aplicar ungüento de própolis. El ungüento es una pomada dérmica especialmenteindicada para codos, rodillas y talones, zonas que suelen sufrir, más aún en verano.
Crema regeneradora manos y pies propolis

Otras recomendaciones para pieles secas o muy secas…

  • Evita la exposición solar intensa y prolongada. Así como, en la medida de lo posible, la exposición directa a fuentes de aire caliente o frío seco, como calefacciones y aires acondicionados de vehículos.
  • Evita el contacto con ropa que pueda desencadenar irritación y prurito, como la lana y algunas fibras sintéticas.
  • Limita los baños en piscinas con cloro.
  • A veces es difícil contenerse, pero no te rasques y «rompas» la piel; en una herida o grieta abiertas puede producirse una infección bacteriana secundaria.
  • En caso de ictiosis, pueden prescribirse cremas que ayuden a la piel a mudar normalmente. Consulta con tu médico o dermatólogo.

Si tienes la piel seca o con tendencia a la sequedad, te ayudarán asimismo los siguientes productos cosméticos Propol-mel:

Para la piel del rostro, la crema facial de propóleo.

La crema regeneradora de manos y pies.

5/5 (2 Reviews)

¿Te ha gustado este artículo?

Suscríbete a nuestro blog y recibe puntualmente nuestros artículos en tu email

Deja un comentario

CERRAR
×

Carrito

WhatsApp ¿Dudas? Manda un WhatsApp a Albert, responde en cuanto puede