Cómo reforzar el sistema inmune con alimentación y propóleo

Cómo reforzar el sistema inmune con alimentación y propóleo

Mantener la línea de defensa de nuestro organismo alerta, preparada para atacar ante la más mínima señal de amenaza, es la mejor estrategia a seguir para evitar problemas de salud. Esta línea defensiva es el sistema inmune, encargado de protegernos contra «invasores», bacterias, virus y otros patógenos causantes de infección y enfermedad; los mantiene fuera o los localiza y se deshace de ellos.

Lo de los cítricos y la vitamina C para las defensas nos suena ya, ¿verdad? Pero ¿sabías que alimentos o especias como el brócoli y la cúrcuma son estudiados por contener compuestos inmunoestimuladores? Te contamos cómo reforzar el sistema inmunológico tan solo con alimentación natural y la ayuda del propóleo.

Sistema inmune debilitado: causas y consecuencias

El sistema inmune es la compleja red de estructuras o barreras defensivas y mecanismos biológicos —células, tejidos y órganos— que funcionan en equipo manteniendo la homeostasis, o equilibrio interno del organismo, frente a agresiones internas y externas. Internas como las células cancerosas y externas como virus o agentes contaminantes.

Se trata de una reacción muy bien organizada que mantiene a los «malos», los gérmenes y otros patógenos, a raya. Pero esta reacción a veces falla, nuestras defensas bajan la guardia. El sistema inmune se debilita o deprime, es decir, está menos activo de lo normal. ¿Por qué? Las causas más habituales son:

  • Una mala alimentación, que no nos aporta los nutrientes (micro y macronutrientes) necesarios.
  • La ingesta de antibióticos.
  • El estrés y la falta de descanso.

Y las consecuencias de un sistema inmunológico débil, que no cumple adecuadamente con su papel de protección, son enfermedades respiratorias como resfriado común o gripe, enfermedades inflamatorias intestinales o infecciones urinarias como la candidiasis, provocada por un hongo que prolifera más de lo debido.

Alimentos naturales que refuerzan nuestras defensas

La alimentación es clave para fortalecer el sistema inmunitario. Son especialmente importantes micronutrientes como la vitamina A, la vitamina C y la vitamina D o minerales como el selenio y el zinc.

Vamos a necesitar, pues, alimentos naturales que los contengan en abundancia así como especias o hierbas con propiedades inmunoestimulantes. En Antibióticos naturales: qué son y cómo te ayudan vimos algunos como el ajo o el jengibre. Aquí tienes más alimentos que reforzarán tu sistema inmune:

  • Huevos.Su yema contiene una buena cantidad de vitamina A. También aportan vitamina D, selenio y zinc, cuatro micronutrientes importantes para el funcionamiento del sistema inmunológico en un solo alimento.

Puedes prepararlos cocidos, escalfados o poché, fritos, rotos o estrellados, revueltos, en tortilla, rellenos… El huevo es, sin duda, el más versátil de los alimentos y uno de los más completos en cuanto a valor nutricional.

  • El brócoli. Es una excelente fuente de vitamina C. El brócoli —y las verduras relacionadas— contienen asimismo compuestos que podrían ayudar a estimular el sistema inmune (estudio). Además, su ingesta parece mejorar las respuestas de defensa antiviral en la nariz (estudio).

Recomendación para comerlo: en crudo (ensalada), muy picadito, con unas tiras de beicon, manzana y unas cuantas almendras o nueces de Brasil ricas en selenio. ¡Delicioso!

  • La cúrcuma. Al igual que el jengibre, la cúrcuma se obtiene de la raíz de una planta, en este caso la Curcuma longa.

Esta especia incluye compuestos moduladores del sistema inmune. También es un poderoso antiinflamatorio: la curcumina (fitoquímico) interrumpe la activación de kappaB (factor de transcripción nuclear kB), un compuesto relacionado con diversas enfermedades inflamatorias de nuestro tiempo. Así lo prueba esta investigación, que —cito textualmente— «proporciona “razonamiento para el condimento”». Esta revisión de estudios algo más reciente señala su papel en la edición inmune de tumores «resucitando el sistema inmunológico».

  • La equinácea. La nombramos en nuestro artículo sobre antibióticos naturales, pero queríamos ahondar un poco más en este potente estimulante inmunitario.

La Echinacea potencia las defensas ante infecciones respiratorias víricas y atenúa sus síntomas: activa la formación de leucocitos (células sanguíneas ejecutoras de la respuesta inmunitaria) y bloquea la hialuronidasa (factor de virulencia) (metanálisis, estudio). Es muy útil contra catarros (metanálisis), gripe, rinitis, faringitis, sinusitis o bronquitis.

tintura

El propóleo, protector y potenciador natural del sistema inmune

El propóleo es uno de los mejores protectores naturales, con cualidades antioxidantes, antibacterianas, antivirales, antimicóticas y antiparasitarias. Asimismo, el tratamiento con propóleos ha demostrado mejorar la reactividad inmune del organismo, favoreciendo la función de las células inmunitarias (inmunoestimulación) (estudio, estudio).

En buena parte gracias a sus flavonoides, se muestra eficaz contra el virus de la influenza o gripe, la bacteria E. coli o el hongo (levadura) Candida albicans, entre otros patógenos causantes de infección en humanos.

  • Toma 1-2 ml de tintura de própolis como preventivo diluidos en líquido (tés, infusiones, zumo, leche…).
  • En niños, basta con 1 ml de tintura al día. En este otro post del blog encontrarás más info sobre el uso del propóleo para los peques y te dará varias ideas interesantes.

Nuestros productos Propol Mel dotan a tu organismo de un poder natural para hacer frente a cualquier ataque de bacterias y virus. Elaborados de forma artesanal con ingredientes naturales y ecológicos, te ayudarán a mejorar tus defensas desde la primera toma.

Una alimentación natural y el propóleo reforzarán tu sistema inmune. Mejora tus defensas naturales con Propol-mel.

5/5 (2 Reviews)

Deja un comentario

CERRAR
×

Carrito

WhatsApp ¿Dudas? WhatsApp a Albert